¿Qué es un hipocondríaco? Síntomas y tratamiento

hipocondriaco que es
¿Qué es la hipocondría? ¿Cuáles son los síntomas de una persona hipocondriaca? ¿Existe un tratamiento eficaz para superarla? Te lo contamos en este artículo.
Índice de contenidos

Significado de hipocondría

La hipocondría o hipocondriasis es un trastorno de ansiedad que se caracteriza por la preocupación obsesiva e irracional por la salud. Estas personas viven observando e interpretando continuamente cualquier cambio o señal del cuerpo que sirve para confirmar que padecen una enfermedad grave.

Si la hipocondría impide el desarrollo normal de la vida de la persona, debería contactar inmediatamente con un especialista en ansiedad. El paciente hipocondriaco se comporta como un enfermo imaginario, ya que todas las sensaciones corporales son normales, pero las interpreta de otra manera.

¿Qué es una persona hipocondríaca?

Una persona hipocondríaca está en un estado de alerta permanente, por su salud, y controla su cuerpo al detalle, llegando a pedir todo tipo de pruebas médicas para confirmar que padece dicha enfermedad. Estas personas suelen tranquilizarse un poco cuando van al médico, pero pronto vuelve a empezar el ciclo de la preocupación y ansiedad.

Por ejemplo, sería una persona que, sin ningún tipo de antecedente, está convencida de que sufre una enfermedad o de que tiene un cáncer, simplemente basándose en lo que siente. A pesar de que las pruebas médicas y la opinión de los especialistas concluyen rotundamente que está sana, no se convence y sigue preocupada y asustada durante meses.

Hay que recalcar que no es lo mismo una persona aprensiva que una persona hipocondríaca. Por eso, es un especialista quien debe hacer el diagnóstico, ya que los segundos ven sesgos de confirmación por encima de las pruebas médicas.

Una persona hipocondríaca sufre por poder contraer una enfermedad grave y por sufrirla, sin haberla contraído de manera real. El sufrimiento se produce en ambas situaciones. Esto lleva a un deterioro físico real, que no está producido por sus enfermedades imaginarias y su trastorno de ansiedad.

Para diagnosticar a una persona hipocondríaca se debe hacer una vez realizada una adecuada evaluación médica anterior y descartar enfermedades reales. Si los resultados médicos de las pruebas son normales, pero continúa con la misma conducta o cambia de enfermedad, las probabilidades de estar tratando a un hipocondríaco son altas.

que es una persona hipocondriaca

Síntomas reales de una persona hipocondríaca

Al tratarse de un trastorno de ansiedad, la hipocondría acaba presentando síntomas reales en quienes la padecen. Los más habituales, ante cualquier dolor o sospecha, son:

  • Ir al médico con frecuencia.
  • Someterse a pruebas y análisis médicos habitualmente para encontrar la enfermedad.
  • Dejar de confiar en los profesionales médicos y en que le estén diciendo la verdad.
  • Poner en duda las evaluaciones médicas que no confirman sus sospechas.
  • Buscar información sobre enfermedades y síntomas en internet o en libros.
  • Revisar continuamente los síntomas que padece.
  • Tendencia a automedicarse y a autotratarse.

Síntomas físicos de la hipocondría

Continuando con el apartado anterior, si nos fijamos en los rasgos o síntomas físicos que puede llegar a sufrir una persona con hipocondría, estos están relacionados con la situación de angustia y estrés constante en la que vive la persona.

Por ello, es frecuente que un hipocondríaco con pensamientos catastrofistas, con grandes temores o que siente que siempre está en riesgo viva en un estado de profunda angustia. Con ello, aparecen los problemas para conciliar el sueño o descansar, la falta de concentración, los problemas para relacionarse socialmente, etc. Todo esto acaba provocando un gran malestar e interferencia en la vida cotidiana de la persona.

Tratamiento de la hipocondría

tratamiento de la hipocondria

Una vez se ha diagnosticado la hipocondría y se han descartado otras patologías, se puede empezar a trazar el tratamiento para curarla, que no será un proceso sencillo. El tratamiento será individual y personalizado, ya que cada persona puede sufrir y manifestar el trastorno de manera diferente, por lo que necesitará tratamientos adaptados:

  • Se debe registrar toda la sintomatología y valorar cómo interfiere en la vida cotidiana del paciente.
  • Se pasa a detectar la causa que origina y mantiene la hipocondriasis (suelen ser aspectos emocionales profundos que no se asimilaron correctamente) y cómo se relaciona con las situaciones actuales que provocan el malestar.
  • Mediante diferentes técnicas terapéuticas, se intenta reducir el malestar y los sentimientos de inseguridad de la persona hipocondríaca.

Por ejemplo, se pueden revisar las experiencias que no se pudieron asimilar de forma adecuada en el pasado e ir comprendiendo qué situaciones del día a día del paciente activan los recuerdos angustiosos de forma involuntaria. De este modo, se resignifican los síntomas y se buscan recursos personales para afrontar las situaciones.

Otra terapia que se utiliza en estos pacientes es la terapia breve estratégica. Primero, se dejan de usar las soluciones que se han intentado y no han funcionado, para romper el círculo vicioso. Luego, se pasa a la maniobra paradójica. Para la hipocondría, se usa la conocida como “check up”. Consiste en que el paciente se monitorice diariamente durante varias semanas. Para ello, tiene que escribir los síntomas que siente y las posibles enfermedades asociadas a ellos. Con esta técnica, se intenta provocar que la persona vuelva a apropiarse del control voluntario y funcional. Además, también se intenta anular las sensaciones de miedo y angustia al tener que buscar y anotar las señales de enfermedad voluntariamente en ciertos momentos. Muchas veces, al tener que buscarlas aposta, se encuentran menos. Por último, se interrumpe la incansable búsqueda de seguridad y tranquilidad mediante consultas con médicos y pruebas diagnósticas.

En resumen, la hipocondría es un trastorno de ansiedad que requiere de tratamiento personalizado para poder superarse. De esta manera, se podrá evitar la cronicidad que causa tanto sufrimiento y, también, el elevado gasto sanitario que se produce por las pruebas y tratamientos para las supuestas enfermedades. Si necesitas un especialista en ansiedad, en Avannza Psicólogos te podemos ayudar.

Francisco Hidalgo Díaz
Francisco Hidalgo Díaz

Psicólogo y Director del Centro Avannza

Si quieres ponerte en contacto con nosotros, puedes hacerlo por teléfono en el 636.22.51.73 o mediante este formulario.

Primera sesión gratuita para 30 minutos de evaluación previa, por teléfono o videollamada.

  • Responsable: Francisco Hidalgo Díaz.
  • Finalidad: responder a tu consulta y enviarte novedades sobre la formación, productos ofrecidos y contenidos de interés.
  • Derechos: Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en este formulario  así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.
  • Información adicional: En la Política de Privacidad de Avannza Psicólogos encontrarás información adicional sobre la recopilación y el uso de su información personal por parte de Soy Avannza Psicólogos, incluida información sobre acceso, conservación, rectificación, eliminación, seguridad y otros temas.